El Fin de la infancia

Ayer cuando veía las noticias, tuvo lugar la infaltable nota de color sobre el pre estreno de la última película de Harry Potter, exclusiva para famosos y sus hijos. La consigna: ir disfrazado. En uno de los cuadros entra en escena una chica llorando vestida de bruja. Ante la pregunta del periodista, el porqué de sus lágrimas, la chica contesta que esta película representa el fin de su infancia. Aparentaba unos 24 años, por lo que ya era hora.

Recuerdo la primera vez que escuché hablar sobre la saga. Estaba en la secundaria y en un encuentro de “cine debate” iban a proyectar La piedra filosofal. Fue esa vez, o tal vez unos meses antes cuando mi hermana y primas fuera al cine al a ver la misma película. No me gustaba para nada. Cuentos para chicos. Hasta que un día, en la casa de los Puccinelli, esperando a Cecilia, vi que en la biblioteca estaban el tomo 1 y el 2. Sin nada mejor que hacer me puse a leerlos. Los devoré con pasión. Para esa altura, se habían publicado 6 de los 7 libros y habían salido 4 películas. Y los conseguí todos gracias a Mascupon.es. En un click, ya tenía acceso a las mejores tiendas y podía elegir entre una gran variedad de productos los mejores descuentos.

El prisionero de Azcaban: mis inicios en el mundo mágico

Me volví un fan, conseguí el resto de los libros, prestados o en la biblioteca de mi escuela, miraba cada película al terminar un libro y me informaba de detalles extra en Internet. Recuerdo estar un sábado a la noche en el sillón de mi casa sin mejor plan que devorar las páginas de El prisionero de Azkaban (mi preferido) o como cuando el último libro vio la luz, leí una versión transcripta (y tal vez traducida) por gente en Internet en mi vieja Palm. Meses después compré el libro para tenerlo. El único que compré. Era gracioso, la librería estaba decorada con telas de araña y calabazas: nada más alejado al mundo creado por J. K. Rowling.

Harry Potter no es un cuento para chicos. O no es un cuento, exclusivamente, para chicos. Pueden disfrutar de él tanto chicos como adolescentes y adultos. En esa época de ferviente fanatismo llegué a comprar un libro del filósofo Tom Morris llamado Si Harry Potter dirigiera General Electric, un libro sobre liderazgo que refritaba viejos conceptos mostrados en paralelos con escenas de los primeros 6 libros. En cuanto a conseguir este libro, la verdad es que me costó bastante. No lo encontraba por ninguna librería y tampoco en español en las tiendas online. Así que decidí probar suerte con Mascupon.com.mx y cuál fue mi sorpresa cuando lo conseguí a un precio que, sinceramente, con el cambio de moneda, era estupendo.

Lo anterior es la pura verdad. Tengo muchos amigos adultos capaces de hacer cola entre un montón de niños disfrazados para asistir a la premier de alguna de las películas, debatí acaloradamente muchas veces los libros en sobremesas o en cafés, e incluso me encontré más de una vez a los personajes camuflados en ejemplos de papers académicos.

Aventúrate en Hogwarts

Así pues, si pasaste los 25, tal vez viste un par de películas y nunca te le animaste a los libros, te invito a que des un paso adelante y te inicies en las aventuras de Hogwarts. Coleccionando los objetos que pertenecen a las películas, yendo a visitar el Museo de Harry Potter en Londres gracias a las reservas de hotel y avión de Mascupon.com.ar o reviviendo este sueño mágico a través de tus hijos. Créeme que todo es posible. Incluso si piensas que llegas tarde para tomar el tren en el andén 9¾ porque ya están todos los libros escritos y todas las películas rodadas, te cuento que (con acento británico) Pottermore is coming. Un sitio donde la autora propone una nueva forma de contar la historia, haciendo uso de las nuevas formas de comunicar que ofrece Internet.

¿Cómo organizar una fiesta de pijamas para niños?

Una fiesta de pijamas para niños es una forma original, entre otras, para celebrar el cumpleaños de tus hijos. Pero también puede ser por cualquier motivo, como las fiestas de tu urbanización. ¿Cómo empezar? Elige una temática en función de los gustos de tus hijos, que puede ser: su película preferida, la profesión que tanto quiere elegir para cuando sea mayor, sus animales preferidos o a lo que tanto le gusta jugar (indios y vaqueros, piratas, astronautas, princesas ¡y tantas más!).

 

 

Una vez tengas elegida la temática tienes que pensar en los siguientes puntos que desarrollo para que sea perfecta. Conseguirás que tus hijos sean súper felices, ¿qué más se puede pedir? ¡Vamos a conseguir esa fiesta perfecta que tanto se merecen!

Fiesta de pijamas para niños:

  • Las invitaciones

Las invitaciones van a ser lo primero que recibirán los amigos de tus hijos, para que tengan muchas ganas de que llegue el día lo mejor que puedes hacer es entregar invitaciones creativas. En ellas debes crear expectación a los niños y tranquilidad a los padres.

Debes reflejar en ellas:

  1. Nombre de tus hijos.
  2. La dirección de tu casa.
  3. Tu teléfono para confirmar asistencia, recuerda llamarles antes de que reciban la invitación para que tengan mayor tranquilidad del cuidado de sus hijos.
  4. La hora en la que empieza la fiesta.
  5. Lo que quieras que lleven los niños: pijama, zapatillas para estar por casa, ropa interior extra y, lo que veas conveniente. Una idea que te doy, es invitar a que vengan con el pijama del color temático que habéis propuesto para vuestra fiesta de pijamas para niños. Además, pregúntales si sus hijos tienen algún tipo de alergia para tenerlo en cuenta.

Para tener ideas de invitaciones creativas te añado unos diseños que me han gustado. Podrás encontrar más ideas en Pinterest. Y podrás encontrar materiales económicos para realizarlos en MiniInTheBox.

 

Una idea original, a la vez que práctica, es añadir a la invitación una tarjetita tematizada acorde con la fiesta en la que aparece el nombre del niño (como puedes ver en la última opción que he propuesto de Spiderman).

Este vídeo te muestra paso a paso cómo crear una invitación muy original y en la que pueden participar tus hijos.

¿Y la tarta? Si vas a celebrar el cumpleaños en la fiesta de pijamas para niños te falta la tarta… Ahora es tendencia hacer las tardas de cumpleaños de fondant. Dándole forma a la masa para crear figuras o diseños en la tarta, todo con la misma temática de la fiesta.

 

  • La decoración

La decoración debe centrarse 100% en la temática, no puedes poner nada que no se relacione con la temática o por color, al resto de la fiesta. Lo que te recomiendo es que dentro de una temática, elijas un color temático. Por ejemplo, si es de una fiesta ambientada en princesas, todo ponlo en rosa pastel: globos, guirnaldas, gorritos para los niños y todo lo demás.

Los consejos que te doy para decorar de forma creativa son:

  1. Dale un toque especial a las sillas. Pon en cada silla algo que se relacione con la temática. Por ejemplo, para la fiesta de princesas en las sillas pon tutús, lazos o coronas.
  2. Que todos los niños sean especiales. Para ello, solo tienes que o darles a cada uno algo que ponerse en la cabeza (siempre manteniendo la temática).

 

Además puedes comprar calcetines antideslizantes y antifaces iguales para que los niños vayan todos iguales, evitando siempre discriminaciones. Esto además evitará que se manchen los calcetines y así no se manchen las alfombras o sábanas de las camas. Si quieres darles un detalle por asistir a la fiesta, te recomiendo que pongas las zapatillas, los antifaces y el detalle, juntos para cada niño en una bolsa de papel.

 

Te recomiendo MiniInTheBox, PandaHall y Amazon para encontrar accesorios para dar rienda suelta a tu creatividad y conseguir diademas, gorritos y todo lo que te propongas, sin gastar mucho dinero. Te recomendamos que eches el vistazo a un post que te recomendamos antes de crear la decoración para la fiesta de pijamas para niños.

  • La comida

¿Qué comer en la fiesta de pijamas para niños? Las madres dan un respiro en la alimentación a sus niños en las fiestas, pero tampoco demasiado. Para el beneficio de la súper mami anfitriona he buscado 2 ideas rápidas, originales y sanas:

  1. Espirales rellenas de atún
    • Ingredientes (para 5 personas):
      • 1 plancha de hojaldre
      • 2 latas de atún
      • 100 gr. de queso rallado
      • Aceite
      • 1 huevo
    • Elaboración: Extendemos el hojaldre sobre una superficie lisa y espolvoreamos el queso por toda la superficie. Echamos el atún escurrido de aceite. Añadimos un chorrito de aceite. Enrollamos el hojaldre relleno en forma de brazo de gitano. Cortamos rodajas de entre 2 y 3 centímetros. Colocamos todas las rodajas sobre una bandeja de horno con papel para hornear. Pincelamos las rodajas con huevo batido (para que brillen). Precalentamos el horno a 200º y cuando esté listo el horno dejamos las rodajas 20 minutos… ¡Listo!
  2. Canapés de mozarella 
    • Ingredientes (para 5 personas):
      • 1 paquete de pan de molde
      • 6 tomates pequeños
      • Queso mozzarella
      • Molde metálico redondo para cortar el pan de molde en forma circular.
    • Elaboración: Colocamos en una bandeja el pan de molde, con ayuda del molde redondo cortamos el pan en formas circulares (ten en cuenta que el tamaño ha de ser menor que el del pan). Cuando ya los tengamos cortados, calentamos un poco de aceite en una sartén. En la sartén coloca el pan para tostarlo un poco. Cortamos los tomates en rodajas y también la mozzarella, todo en forma circular del diámetro del pan de molde. Montamos el canapé con el pan calentito para que se derrita el queso… ¡Listo!

Para darle un toque dulce te recomiendo que coloques una mesa con donuts con varios ingredientes por separado para que los más pequeños decoren sus propios donuts como más les guste.

  • Las camas

¿Tienes tantas camas como niños van a acudir a vuestra fiesta de pijamas para niños? No te preocupes, hay soluciones para todo (y sin gastar demasiado).

  1. La primera opción: camas plegables que podrás colocar después de la fiesta en cualquier rincón de la casa o el trastero, por 50€ tendrás una cama extra para muchos años. 
  2. La segunda opción: colchones individuales que colocarías en el suelo como un camping improvisado en tu salón. Desde 40€ los venden en Amazon. Si los amigos de tus hijos están cogiendo esta costumbre una buena idea que podrías proponer a sus madres, es que cada una se comprase el suyo y, al ser fáciles de llevar porque se doblan, nunca habría problemas de camas.
  3. La tercera opción: camas hinchables que han sacado hace relativamente poco al mercado. Consiste en unas camas que son como un saco para dormir pero con colchón incorporado. Desde 28€ tendrás colchón y sábanas.
  4. La cuarta opción: esterillas que colocarías en el suelo. Esta opción es la más económica.

 

  • Los juegos

¿Cómo mantener entretenidos a los niños en la fiesta? En la hora que estén comiendo estarán muy entretenidos, pero ¿qué pasa después? Esta pregunta tiene fácil solución, a continuación, menciono varios juegos en los que incluso los padres que están al cuidado de todos los niños se lo pasarán en grande.

Si quieres juegos de mesa te recomiendo que aproveches los descuentos que encontrarás en Toys R Us, además podrás elegir juegos en función del rango de edad de los invitados de la fiesta de pijamas para niños. Uno que siempre gusta es el Twister.

 

Una idea que les encanta a las niñas son clases de maquillaje. En muchas tiendas podrás encontrar sets de maquillaje por 10€ o menos, que luego puedes regalar a las niñas o sino guardar para próximas fiestas de pijamas que realices.

 

En este tipo de fiestas pueden entre todos los niños hacer un mural en una cartulina grande o papel krakft. En él que pinten, dejen mensajes, huellas de sus manos y dibujos para los niños anfitriones de la casa. Para que pinten, mira antes que la pintura que compres se pueda ir con agua fácilmente. Una recomendación sería hacer todo el mural en relación con la temática de la fiesta, se divertirán más y darán rienda suelta a la imaginación. Este recuerdo lo pueden guardar luego en su habitación, seguro que les gusta.

 

  • Los pequeños gran detalles

Para plasmar todos los recuerdos en fotos, el tipo de cámaras de fotos que te recomiendo son las especiales para los más pequeños de Barivip. Son perfectas porque con ellas se pueden también hacer vídeos, además que las puedes usar como WebCam. Tienen una cubierta extraíble que resiste el agua, va con pilas y se apaga automáticamente si no se usa durante 30 minutos.

 

Además, debes tener un pequeño botiquín de primeros auxilios por si se hicieran heridas o tuvieran algún pequeño percance. Igual que ten a mano los números de teléfonos de emergencia, por si acaso.

Por último, te recomiendo que leas el post sobre cumpleaños americano para celebrar en el jardín, donde encontrarás más ideas de juegos y de comida para la fiesta de pijamas para niños, si la temperatura lo permite.

Para no olvidarte de ningún detalle no te pierdas nuestro post sobre cómo organizar una fiesta en casa.

Lo “kafkiano” en la película Brazil (1985)

El poder como laberinto sin fin

Siguiendo con la historia del ingeniero, Kundera explica que éste se ve enfrentado a un laberinto sin fin:

Nunca alcanzará el final de sus infinitos corredores y jamás llegará a saber quién formuló la sentencia fatal. Está, por tanto, en la misma situación que Josef K ante el tribunal o el agrimensor K ante el castillo. Están todos en un mundo que es una única inmensa institución laberíntica a la que no pueden sustraerse y a la que no pueden comprender.

Sigue Kundera explicando que los novelistas anteriores a Kafka mostraban las instituciones como un cúmulo de intereses personales y sociales. El caso de Kafka, sin embargo, es diferente:

La institución es un mecanismo que obedece a sus propias leyes programadas ya no se sabe por quién ni cuándo, que no tienen nada que ver con los intereses humanos y que, por lo tanto, son inteligibles.

En Brazil, Sam Lowry forma parte de ese inmenso laberinto burocrático del que, por cierto, es una pieza muy eficiente. No se ha planteado nunca ninguna pregunta y siempre se ha sentido feliz con su humilde puesto de trabajo. La aparición, sin embargo, de su adorada Jill en su vida cotidiana le hará abandonar su placidez para encararse por vez primera con ese inmenso laberinto en que se ha convertido Obtención de Información.

Obtención de Información es un edificio imponente e intimidatorio formado por muchos pasillos e incontables puertas. Detrás de una de ellas tendrá Sam su pequeño despacho desde donde inicia su búsqueda de información de su amada. Lowry utiliza los ordenadores que ponen a su servicio para comenzar a investigar y visita luego a su amigo Jack Lint que le recibe con su impoluta bata manchada de sangre.

Tanto Josef K como el propio Sam Lowry van superando etapa tras etapa ignorando que la única salida del laberinto en el que se han metido estriba en su propia muerte. Como Teseo, Sam Lowry se introduce en el laberinto del minotauro confiando, no en un ovillo de hilo que le guíe por sus pasillos, sino el la vagarosa esperanza entrevista en sus sueños nocturnos. No es de extrañar que la realidad todopoderosa acabe aplastando a este intrépido soñador que se introduce en sus fauces.

Luis Izquierdo, a propósito de la “Fabulilla” sobre el ratón y el gato incluido en La muralla china, escribe:

Todo el monólogo del ratón es una “propuesta” literaria, la gratuita divagación de un solitario que ensimismadamente delira y se ve abocado a la trampa. Pero la trampa es lo que no ve, precisamente. La trampa es el gato. La trampa es la realidad. Lo que hay es lo que nos equivoca con respecto a lo que soñamos.

Este ratón despistado que otear el horizonte mientras se cierne sobre él la amenazadora sombra del gato es el propio Sam Lowry que da sus primeros pasos por los despachos de Obtención de Información.

El error desencadenante

El siguiente aspecto tratado por Kundera es el error desencadenante de la acción que pone en marcha la cadena de malentendidos. En El castillo, K, por ejemplo, acude al pueblo con una invitación para desempeñar su oficio de agrimensor. La invitación, sin embargo, no es más que un error burocrático ya que en la aldea no se necesita ningún agrimensor. De esta manera, su presencia allí no es más que un error.

El malentendido inicial también se halla presente en la película de Gilliam: Un insecto aplastado causa un cambio que provocará una detención equivocada; ésta acabará con la muerte del detenido.

Sam Lowry habrá de hacerse cargo de todo el papeleo derivado de este error burocrático y será cuestión de tiempo que se cruce con su adorada Jill que fue testigo de la detención errónea. De esta manera ambos se verán envueltos en un torbellino sin salida.

Dos errores empujan a los protagonistas- K y Sam- a una espiral que se ha desencadenado aparentemente sin ninguna razón. Es cierto que, en el caso de Sam, los espectadores conocemos el hecho casual que provoca la acción, pero lo que importa es que Sam Lowry lo ignora y lo único que puede hacer es moverse de aquí para allá como un animalillo asustado. Elías Canetti en su ensayo sobre El proceso explica de manera muy lúcida esta sensación de desamparo ante lo que no se conoce. Primero transcribe una carte de Kafka a Max Brod y luego pasa a comentar el texto. Por su interés creemos que vale la pena transcribir íntegro el pasaje:

En el curso de un paseo mi perro descubrió un topo que quería cruzar la calle. Se puso a saltarle encima, soltándolo una y otra vez, pues todavía es cachorro y temeroso. Al principio la escena me divirtió y ante todo me agradó la excitación del topo, que buscó un agujero en el duro suelo de la calle, desesperada e inútilmente. Pero de pronto el perro le volvió a pegar con su pata extendida y el animal chilló. Ks, kss, así chilló. Y entonces tuve la sensación…No, no tuve ninguna sensación. Sólo fue una ilusión, pues aquel día anduve con la cabeza tan pesadamente agachada que por la noche advertí que el mentón había arraigado en mi pecho.

A continuación viene el comentario de Canetti:

Cabe observar que el perro que persiguió al topo era el perro de Kafka, y él su amo. Pero para el topo que, muerto de miedo, busca en la dura calle un agujero donde refugiarse, Kafka no existe; el animal sólo tiene miedo del perro y sus sentidos sólo son receptivos para éste. Kafka, que domina majestuosamente todo en virtud de su postura vertical, su talla y su posesión del perro, que nunca podría amenazarle, se ríe primero de los desesperados e inútiles movimientos del topo. Éste no imagina que podría dirigirse a él en petición de ayuda; no ha aprendido a rezar, y sólo es capaz de emitir pequeños chillidos. Son lo único capaz de conmover al dios, lo supremo, la culminación del poder, y en el presente caso el dios incluso está presente. [8]

Como el asustado topo, los personajes de Kafka se ven vapuleados por un poder superior del que ignoran las motivaciones y al que interpelan sin recibr respuesta alguna. Sam Lowry creía conocer el extraño lenguaje de esta divinidad omnipotente pero como K y Josef K termina por sucumbir sin que su habilidad burocrática le sirva de nada. “¿Qué palabras u oraciones debo pronunciar para escapar de este terrible destino?” debía pensar Lowry a medida que su búsqueda se iba transformando en pesadilla.

La deificación del poder

El poder omnipotente que se abate sobre los indefensos individuos es, por lo tanto, inalcanzable.

Es como si existiesen dos planos separados entre sí: la realidad cotidiana que no es más que una pura ilusión y la verdadera realidad, la del poder que mueve los hilos. Milan Kundera explica el tema de la siguiente manera:

En el mundo kafkiano, el expediente se asemeja a la idea platónica. Represente la auténtica realidad, mientras que la existencia física del hombre no es más que el reflejo proyectado sobre la pantalla de las ilusiones.

Y sigue más adelante:

Si la vida del hombre no es más que una sombra y si la auténtica realidad se encuentra en otra parte, en lo inaccesible, en lo inhumano y sobrehumano, entramos en la teología. [10]

Sam Lowry, sin embargo, logrará aprovechar el aspecto “ideal” de documentos y expedientes para salvar a Hill Layton. Tiene la idea de manipular los papeles de su amada para hacerla pasar por muerta y así arrancarla a los tentáculos del poder. “Tú ya no vives. Te he matado. Anulada, ¿lo ves?. Hill Layton ha muerto” le explicará en una de las pocas escenas felices de la película. Esta treta, sin embargo, se nada habrá de servir cuando el poder omnímodo haga su brutal irrupción en el lecho donde han pasado su noche de amor.

Lo horrible de lo cómico

Cuando Kundera comenta el carácter de broma que tiene la historia del ingeniero praguense pasa a hablar del principio de El proceso:

Dos señores cualesquiera (…) sorprenden una mañana a Josef K, en su cama, le dicen que está detenido y se toman su desayuno. K, cual funcionario bien disciplinado que es, en lugar de echarlos de su apartamento, se defiende largamente ante ellos, en camisón. Cuando Kafka leyó a sus amigos el primer capítulo de su novela, todos rieron, incluido el autor.

Kundera nos explica seguidamente que lo cómico es la esencia de lo kafkiano; el ingeniero K o Josef K se encuentran encerrados en la broma de su propia vida; broma, sin embargo, que sólo lo es vista desde fuera pues la víctima lo único que experimenta es lo horrible de lo cómico. Como añade Kundera:

Lo cómico no representa un contrapunto de lo trágico (lo tragicómico) como ocurre en Shakespeare; no está ahí para hacer lo trágico más soportable gracias a la ligereza del tono; no acompaña lo trágico, no, lo destruye antes que nazca privando así a las víctimas del único consuelo que les cabría aún esperar: el que se encuentra en la grandeza (auténtica o supuesta) de la tragedia. El ingeniero ha perdido su patria y todo el auditorio ríe.

A propósito de lo tragicómico resulta interesante transcribir otro momento de la entrevista a Terry Gilliam en Positif:

-En “Bandits, bandits”, como en “Jabberwocky”, usted jugaba con la imagen de Monty Pitón, con la expectativa que produce, para ofrecer una cosa completamente diferente. “Bandits, bandits” empieza como una comedia alocada, llena de guiños satíricos, y va virando poco a poco hacia la leyenda, el cuento de hadas.
-Me alegro que diga esto porque yo encuentro todas mis películas muy románticas. “Jabberwocky” lo era, “Brazil” lo es también. Todas empiezan como comedias y viran hacia el romanticismo, o lo trágico a veces. Me gusta hecer películas extrañas, pero hay momentos en que el tono de comedia no es suficiente, y me gusta mezclar.
-Pero usted comienza siempre con el tono de comedia.
-Como en la vida ¿no?. Ésta empieza alegre, y, a medida que envejecemos, todo se vuelve más oscuro, terrible, peligroso.

Un poco más adelante, en esta misma entrevista, Gilliam comenta que esta transición de lo cómico a lo trágico no sólo se da entre película y película sino que también se produce en el seno de una misma película. Brazil es un claro ejemplo de ello y sus escenas burlescas e irónicas son innumerables. La anécdota, sin embargo, no es en absoluto divertida, en especial para Sam Lowry, y es aquí cuando llegamos a algo parecido al humor terrible de las narraciones kafkianas. Baste poner como ejemplo una escena de la película cuando Sam, prisionero ya y amordazado, recibe innumerables visitas que le acosan con preguntas. Una de ellas es de la de superior que, vestido de Santa Claus, le aconseja que se olvide de sus ideas y abandone toda resistencia.

Para los espectadores la imagen del anciano disfrazado sermoneando a Sam resulta ridícula e incluso graciosa. Para Lowry se trata de una aparición grotesca y terrible. Los propios fontaneros e incluso el torturador Jack Lint están tratados como personajes cómicos, no en vano son los representantes de un orden grotesco y sin sentido. Como bufones de un rey caprichoso acosan a Sam y, mientras él siente miedo, los espectadores ríen sus gracias.

El totalitarismo

En el capítulo tercero de sus reflexiones en torno a Kafka, Kundera comenta las distintas tendencias que producen lo kafkiano:

1) La concentración progresiva del poder que tiende a divinizarse.

2) La burocratización de la actividad social y el laberinto sin fin en que se transforman las instituciones.

3) La consiguiente despersonalización del individuo.

En palabras del propio Kundera:

Los Estados totalitarios, en tanto que concentración más extrema de estas tendencias, han puesto en evidencia la estrecha relación entre las novelas de Kafka y la vida real.

Y sobre este tema sigue más adelante:

La sociedad totalitaria, sobre todo en sus versiones extremas, tiende a abolir la frontera entre lo público y lo privado, el poder, que se hace cada vez más opaco, exige que la vida de los ciudadanos sea siempre más transparente. Este ideal de vida sin secretos corresponde al de una familia ejemplar: un ciudadano no tiene derecho a disimular nada ante el Partido o el Estado, lo mismo que un niño no tiene derecho al secreto frente a su padre o su madre.

La película de Gilliam se abre, precisamente, con una interesante entrevista al Viceministro del Ministerio de Interior donde queda patente la importancia del control total que ejerce el Estado sobre los ciudadanos. El presentador televisivo comenta a su contertulio:

Hay quines opinan que el Ministerio de Información se ha hecho demasiado grande y burocrático.

Y responde el Viceministro:

David, en una sociedad libre la información es fundamental.

La respuesta, aparte del cinismo que demuestra al calificar de “libre” la sociedad totalitaria que nos presente Gilliam, nos presenta a un Viceministro que sabe muy bien lo que dice. Efectivamente, para la supervivencia del estado policial que impera a sus anchas, es imprescindible controlar a todos los ciudadanos para sofocar cualquier intento de revolución. “La información es la llave de la prosperidad”, veremos en un rótulo, pero ¿la prosperidad de quién?. Además, Gilliam acentúa la ironía al mostrarnos junto al letrero a un militar que enseña un arma a una monja y le explica:

Esto, hermana, es un subfusil de 9 milímetros que se usa para la lacha cuerpo a cuerpo.

La ironía se repite cuando el director de la película nos muestra al pie de una colosal e intimidatorio estatua la frase:

La verdad os hará libres.

No es de extrañar, por lo tanto, que el poder establecido invada la intimidad de los ciudadanos para preservar el control. En Brazil las fuerzas policiales invaden la sala de estar de una familia mientras un niño juega junto a sus padres que miran la televisión. De la misma manera, después de pasar la noche juntos, Sam y Jill son despertados por agentes de policía que les rodean en la cama para hacerles prisioneros. Incluso los fontaneros, respaldados por los Servicios Centrales, invaden las casas particulares para reparar averías.

Tanto policías como militares o fontaneros son todopoderosos porque están respaldados por el poder invisible del Estado que justifica cualquier actuación por absurda que sea.

Un mundo burocrático

En el sexto capítulo de sus reflexiones sobre Kafka, Kundera nos habla de las prácticas microsociales que producen lo kafkiano y, junto al ámbito familiar, coloca el mundo de la oficina. Efectivamente, el propio Samsa en La metamorfosis es un funcionario que, al verse convertido en insecto, lo primero que piensa es cómo va a llegar a la oficina. Todos los protagonistas de las novelas de Kafka son funcionarios acostumbrados a la obediencia y disciplina propias de sus empleos. Kundera esquematiza este mundo burocrático de la siguiente manera:

1) Es el mundo de la obediencia. No hay libertad de acción, no hay iniciativa ni invención.

2) Es el mundo de los gestos mecánicos. Los funcionarios realizan sólo una parte de la gran acción administrativa e ignoran el sentido de lo que hacen.

3) El mundo funcionarial es el mundo de lo abstracto. Los funcionarios sólo tiene relación con anónimos y expedientes.

Sam Lowry, como los protagonistas de Kafka, también es un funcionario, y además un funcionario ejemplar. Es feliz con su humilde empleo, aunque podría aspirar a mucho más, y nunca ha cuestionado el inmenso sistema del cual es pieza insignificante. Sólo por amor a Hill se enfrentará al Poder que, como la Hidra de múltiples cabezas, no puede ser vencido.

La primera aparición de Sam en la película sucede después de una escena en la que los funcionarios parecen bailar nerviosamente al ritmo de “Brazil”. La cámara, colocada a la altura de un ser humano, serpentea y se entremezcla en el constante hormiguear del personal. Desde lo alto, Mr.Kurtzman mira su reloj, entra en su despacho y llama a Sam Lowry. Lowry entiende el mundo abstracto de los formularios y Kurtzman, que por otra parte no es muy listo, necesita frecuentemente la ayuda de su joven empleado. Éste, contento con su suerte, sólo abandonará al incompetente que tiene por jefe espoleado por su deseo de Hill.

La misma Jill Layton tendrá una escena en la película que la enfrentará a este mundo abstracto de expedientes y formularios. Así, cuando acude al Ministerio para pedir información sobre la detención errónea que ha presenciado, entabla un diálogo con un funcionario que resulta muy significativo de la jerga burocrática:

-El siguiente.
-Quiero denunciar una detención equivocada.
-Vaya a Reajustes de Información. Es otro departamento.
Vengo de Reajustes de Información. Allí me mandaron aquí. Tendo que rellenar el impreso que me darán ustedes.
-¿Tiene el recibo de la detención?
-Sí.
-¿Está sellado?
-¿Sellado?
-No, no lleva ningún sello, lo ve. No puedo entregarle el impreso hasta que le pongan el sello.
-¿Y dónde me lo ponen?
-En Reajustes de Información.

Como es evidente, la pobre Jill Layton no va a conseguir desenredar la madeja que tiene ante sí. Sam Lowry, por el contrario, para rechazar la violenta irrupción de dos fontaneros de los Servicios Centrales, se agarra a los formulismos que tan bien conoce; exige a los invasores un 27B/6 y los dos fontaneros no tienen más remedio que replegarse y posponer su invasión.

El terrorista Tuttle, en cambio, aún siendo fontanero como los de los Servicios Centrales, ama la vida de acción y exclama:

Todo el país está cuadriculado, no te puedes mover sin formularios.

Frente a este estado de cosas, él prefiere actuar por libre. No es de extrañar que el Poder le considere como un auténtico terrorista.

El elemento “fantástico” de la burocracia

Kafka, por lo tanto, sitúa sus novelas en ese mundo de la obediencia, de lo mecánico, donde parece imposible cualquier tipo de aventura humana. ¿Cómo consigue transformar ese mundo antipoético en novelas fascinantes?. Kundera explica que el escritor praguense no sólo supo ver la importancia del fenómeno burocrático para el hombre sino también “la virtualidad poética contenida en el carácter fantasmal de las oficinas”. Volviendo a la historia del ingeniero, comenta Kundera que el error de su expediente le proyecta a Londres mientras. Como un verdadero fantasma, anda vagando por Praga buscando su cuerpo perdido.

Ya hemos hablado del insecto que desencadena la acción de Brazil. Este animalillo se introduce en la maquinaria y provoca la irrupción de un ejército armado en la sala de estar de una tranquila familia. La reacción es sorprendente por lo brutal pero adquiere el carácter de alucinación o pesadilla porque carece de motivo justificado. Después de la invasión policial hace su aparición el funcionario encargado del papeleo que tiende a la esposa del detenido unas hojas para firmar. “¿Por qué se lo llevan?” balbuceará la mujer contemplando a su marido atado como un salchichón. “Este es su recibo por su marido y éste es mi recibo por su recibo” responderá el funcionario. No necesita dar explicaciones: La inmensa máquina del poder se ha puesto en marcha y no hay nadie que pueda detenerla. Para esta pobre mujer que se ha quedado viuda de repente la pesadilla ha terminado y se ha disipado con igual celeridad. Para Sam y Jill el irracional suplicio se alargará y alargará hasta un callejón sin salida.

Crítica de la película Brazil (1985)

En 1984, el cineasta británico Michael Redford realizó una versión cinematográfica de la famosa novela de George Orwell 1984. Ese mismo año, otro cineasta británico realizó una película rabiosamente orweliana; nos referimos al Brazil de Terry Gilliam donde las alusiones a 1984 son constantes a lo largo de la película.

Brazil, sin embargo, es algo más que una puesta en escena de la novela de Orwell. En la película, confluyen desde las influencias plásticas del propio director, hasta el gusto por lo cómico y, a veces, por lo grotesco, que heredó de su paso por los Monty Python. Hay, sin embargo, otra influencia en Brazil , quizás algo más velada, pero que no por ello deja de sentirse durante su visionado; siguiendo a Kundera, esta influencia parece hallarse “detrás” de la película, en su trastienda, desde donde tiñe de un color grisáceo cada uno de los fotogramas.

En estas líneas, hemos rastreado la influencia de Kafka en el Brazil de Terry Gilliam partiendo de la definición que aporta Milan Kundera de lo kafkiano. Una vez definido el concepto, lo hemos aplicado a las escenas de la película en las que dicha influencia nos ha parecido más evidente.

1. El argumento

A grandes rasgos, Brazil nos muestra un imperio de funcionarios donde vive un hombre modesto, torpe y sumiso: Sam Lowry , asentado en una existencia mediocre que sólo se ve turbada por sus sueños heroicos, aéreos, amorosos…

Sam, noche tras noche, se coloca las alas de Ícaro y vuela al encuentro de una rubia angelical. Antes de alcanzarla sus trayectorias siempre se separan y el sueño, cruelmente, se interrumpe. Un día, sin embargo, el sueño se materializa y su heroína, Jill Layton, entra en la vida de Lowry.

Por otra parte, una mañana, un escarabajo que se había aventurado a entrar en el Servicio de Información, cae dentro del ordenador que se ocupa del control de los pequeños y grandes criminales, estafadores y mendigos. Turbada por al intrusión de ese cuerpo extraño, la computadora sustituye el nombre de un saboteador muy perseguido, Harry Tuttle, por el de un honesto ciudadano, Buttle, al que se detiene con prontitud y se interroga con ferocidad provocando inevitablemente su muerte. Inmerso en la situación eventualmente, Sam decide aceptar ser ascendido al Servicio de Información por haber entrevisto a Jill de manera casual. Su vida, hasta ahora insípida, toma un cariz diabólico. Vuelve a encontrarse con Jill, a la que arrancará de las garras de sus colegas y sólo entonces la esperanza y el amor entran en su vida. El miedo y el terror, sin embargo, se suceden y Sam, convertido en el espacio de una noche en el héroe de sus propios sueños, se ve transformado al amanecer en la presa de un trampa ineludible. Como se torturador se elige a su mejor amigo, Jack Lint, y cuando éste haya terminado su trabajo, a Sam sólo le quedará el consuelo de cantar “Brazil”.

2. Capra y Kafka

En el número 288 de Positif el director Terry Gilliam comenta la imagen que dio origen a su película Brazil:

Hace algunos años buscaba paisajes naturales para “Jabberwocky” y un atardecer me encontré en un pueblo del país de Gales llamado Port Talbert. Un lugar muy feo, triste, en una región minera, la imagen de una vida desesperante. Fui a la playa, una especie de desaguadero público y allí, un individuo provisto de una radio portátil escuchaba esta música tan alegre y sincopada, evocadora de la evasión latina. Esta es la imagen de la que ha salido mi película, y yo sostenía que el título fuese el de esta canción, a pesar de todas las objeciones de la gente del estudio. Mi idea era que este título expresaba muy bien el espíritu de la película, un cruce de Frank Capra y Franz Kafka.

La música a la que alude William es evidentemente el tema “Brazil” que popularizó Xavier Cugat. A William lo que le interesa es ese contraste entre un mundo idílico pero irreal y una realidad gris y aplastante. Será esta línea divisoria entre los sueños del protagonista y la realidad exterior uno de los temas centrales de la película. Sam Lowry será una especie de Juan Nadie, un hombre de la mayoría, que se verá inmerso en una terrible trampa de la que no saldrá nunca. Pero ¿ a qué se refiere William cuando cita el nombre de Franz Kafka como decisivo en su película?¿Qué podemos considerar como kafkiano en el Brazil de Terry Gilliam ?

3. Ángel Crespo: sobre lo dantesco

Ángel Crespo en su introducción a la Divina Comedia nos comenta lo siguiente a propósito de lo dantesco:

Es muy frecuente entre nosotros el empleo del adjetivo dantesco para caracterizar a aquello que causa un horror poco menos que invencible. La prensa, en particular, suele designar como dantescas escenas tales como las de una catástrofe aérea, un terremoto, un campo de concentración o un incendio, sin advertir que no hay nada menos cultural que una generalización convertida, como en este caso, en manoseado recurso de fácil retórica; porque si bien es cierto que Dante escribe sobre escenas y escenarios que pueden provocarnos horror, no es éste, cuando menos en su intención, el horror propio de lo fortuito e irracional, de lo imprevisto y fuera de orden, sino el mucho más filosófico de los castigos providenciales, en los que no hay nada semejante a lo irracional, a lo fortuito, a lo imprevisto o a lo desordenado.

Crespo encuentra los motivos de este uso impropio del adjetivo en la interpretación de estirpe romántica que siempre se ha hecho de la Divina Comedia y que hace de los episodios más novelescos del Infierno el compendio del mensaje dantesco. Pero ¿y lo kafkiano?¿qué quiere decir una persona medianamente culta cuando explica que se vio envuelta en una situación típicamente kafkiana.

De sus palabras podemos deducir algunos datos: la expresión “verse envuelto en algo” ya nos remite a la sensación de una mosca atrapada en una telaraña y, si indagamos, nuestro interlocutor describirá el suceso como algo “inusual”, “extraño”,”alarmante”. ¿Qué hay de cierto en estas afirmaciones?¿Responde lo que cree el hombre medio a lo verdaderamente kafkiano o son, como en el caso de Dante, generalidades que limitan el haz de significados de la obra original?.

4. Milan Kundera: sobre lo kafkiano

Milan Kundera en El arte de la novela, dedica un capítulo a analizar lo “kafkiano” y comienza poniendo un ejemplo de situación típicamente kafkiana: un ingeniero praguense es invitado a un coloquio en Londres y, a su regreso, lee sorprendido que se le acusa de emigración ilegal. El ingeniero sabe que es inocente y decide solucionar su situación. Primero pide explicaciones en la redacción del periódico donde ha leído la sorprendente noticia, pero allí no tienen la culpa: el texto fue recibido del Ministerio del Interior. En consecuencia, el ingeniero se dirige al Ministerio donde le confirman que, efectivamente, se trata de un error pero que no pueden hacer nada ya que no es posible rectificación alguna. Los efectos del equívoco no tardarán en aparecer y el ingeniero, seguido por la calle y con el teléfono intervenido, no puede soportar la tensión y acaba por abandonar el país cometiendo el delito que se la había imputado falsamente al principio.

A partir de este ejemplo, Kundera analiza, punto por punto, las características de lo “kafkiano” y nosotros en nuestro artículo vamos a ir poniendo en paralelo la clasificación de Kundera con determinados pasajes de Brazil.

5. La canción de los sueños perdidos

Franz Kafka, en su relato “El nuevo abogado” nos narra la sorprendente historia del caballo de Alejandro Magno que se antropomorfiza: El mundo contemporáneo no está para grandes heroísmos y el caballo prefiere ocuparse de los papeleos de un despacho de abogados.

Como hemos visto, Sam Lowry, el protagonista de Brazil, es lo opuesto a este nuevo abogado. Su verdadera forma es la de un humilde funcionario pero, cada noche, sueña con ser un héroe, protagonista de grandes aventuras.

En este artículo que ha rastreado la influencia kafkiana en la película de Gilliam, hemos encontrado muchos paralelismos. Uno en concreto, sin embargo, se presenta como el más importante de todos: la opresión del individuo por un poder abstracto. Es aquí donde Sam Lowry se enlaza más fuertemente con un Samsa o un Josef K: sin motivo aparente se ven envueltos en una maraña que no se puede desenredar y que les va llevando hacia un final trágico.

Samsa será, literalmente, aplastado, Josef K ajusticiado y Sam verá derretidas sus alas de Ícaro cuando más cerca estaba de alcanzar el sol. Al menos éste último, perdida la razón  por completo, tiene el consuelo de cantar una y otra vez la melancólica canción de los sueños perdidos.

RICK Y DICK HOYT: UNA HISTORIA DE PELÍCULA

Rick y Dick Hoyt es la historia de un padre que nunca dejó de luchar por alcanzar la felicidad de su hijo.

Esta historia de película inició en Winchester, EEUU, hace casi cincuenta años con el nacimiento de Rick, el mayor de los tres hijos de Dick Hoyt. Durante el parto, el cordón umbilical se enroscó en el cuello del niño y lo estranguló, un problema que impidió la oxigenación del cerebro, provocando una lesión cerebral con daños irreversibles que lo incapacitaron para hablar y controlar los movimientos de los miembros de su cuerpo.

A los nueve meses de edad, los médicos le dijeron a los padres del bebé: “Líbrense de él, es mejor internarlo. Él será un vegetal toda su vida”. Dick y su esposa lloraron durante días pero finalmente decidieron tratarlo como un niño normal. Rick estuvo lleno de amor aunque nadie sabía hasta qué punto él percibía este tipo de emociones y sensaciones que lo rodeaban.

Sus padres jamás desistieron y a los once años lo llevaron al departamento de ingeniería de Tufts University para comprobar sus posibilidades de comunicarse. Aquí le dijeron que no existía ninguna forma, que su cerebro carecía de cualquier tipo de actividad. Entonces, sus padres pidieron que contaran un chiste y Rick comenzó a reír, y sus padres dijeron que algo debía haber ahí dentro para provocar, al menos, esa sensación.

Estos científicos desarrollaron un sistema de comunicación para el niño basado en movimientos laterales de la cabeza, la única zona de su cuerpo que podía mover. De esta manera, él podía elegir letras que iban pasando por una pantalla y, muy lentamente, formar palabras.

Rick era un niño muy participativo y así fue como inició la idea de empezar a correr. Cuando un colega de la escuela sufrió un accidente y quedó paralítico se organizó una carrera para recaudar dinero para el tratamiento. Rick, a través del ordenador pidió: “Papá, tengo que hacer algo por él, quiero participar. Tengo que mostrarle que la vida continúa, aunque él esté paralizado. Quiero participar en la carrera”.

Su padre, tenía entonces cuarenta años y no era atleta, corría tres veces por semana para mantener el peso. Poco a poco, empezaron a correr y llegaron hasta la línea de meta. Después de esa carrera, Dick tenía el cuerpo adolorido pero su hijo le dije “Papá, durante la carrera sentí que mi deficiencia desaparecía, me sentí como un pájaro libre”.

Estas palabras cambiaron para siempre la vida de Dick, que quiso dar a su hijo esa sensación cada vez que pudiera. Por ello, comenzó a entrenar y finalmente se propusieron incluso un triatlón, algo que conmovió al resto de participantes.

Actualmente, Rick tiene 46 años, se graduó en educación especial en la Universidad de Boston. Ya no vive con sus padres, vive solo con la ayuda de personas que lo asisten. Su padre, escribió un libro y creó una fundación para ayudar a otros personas con parálisis cerebral.

Tarta de frutilla

Este post lleva en borrador años. Cada vez que queremos hacer esta tarta o la torta bombón o la torta de merengue, tenemos que entrar a buscar la receta de la masa. Le doy publicar así me facilito el camino para la próxima.

Esta noche hicimos con Ceci tarta de frutilla. Es la primera vez que hacemos este postre y como armamos la receta sacando ideas de varios lados, la subimos al blog para poder buscarla la próxima vez.

Ingredientes

Para la masa

  1. 100 gr. de manteca
  2. 100 gr. de azúcar
  3. 1 huevo
  4. Esencia de vainilla
  5. 250 gr. de harina

Para el relleno

  1. 1 pote grande de crema de leche
  2. 5 cucharadas soperas de azúcar
  3. Medio kilo de frutillas en lo posible del mismo tamaño
  4. 1 sobre pequeño de gelatina

Antes de comenzar

Antes que nada, se deben lavar las frutillas y sacarles el cabito. Después, se cortan al medio y se colocan en un bol espolvoreadas con azúcar. A continuación, se guardan en la nevera.

Preparación de la base

  1. Enmantecar y enharinar una tartera (usamos una de 36 cm. de diámetro)
  2. Pisar la manteca (si no está a temperatura ambiente), incorporar el azúcar y batir
  3. Agregar el huevo y una cucharadita de esencia de vainilla. Volver a batir
  4. Incorporar la harina y mezclar con espátula
  5. Armar un bollo de masa
  6. Poner el bollo entre dos films
  7. Estirar la masa con un palo de amasar hasta superar el diámetro de la tartera
  8. Retirar el film de arriba y dar vuelta la masa sobre el molde
  9. Acomodar los bordes y utilizar el palo de amasar para cortar los bordes sobrantes
  10. Retirar el film
  11. Pinchar toda la superficie con un tenedor y marcar los bordes
  12. Dejar reposar en la heladera media hora.
  13. Encender el horno a fuego máximo. Cuando esté caliente, poner la tartera y dejarla entre 10 y 15 minutos
  14. Va a estar lista cuando se haya dorado. Se puede probar clavándole un escarbadientes y verificando que salga limpio
  15. Sacar la tartera y dejar enfriar

Preparación de la crema chantilly

En primer lugar, se debe batir un poco la crema para airearla, y a continuación, agregar el azúcar. Finalmente, se debe seguir batiendo hasta lograr el punto.

Para terminar

  1. Cubrir la base con la crema chantilly
  2. Distribuir prolijamente las frutillas sobre la crema. Hacerlo en forma concéntrica, de afuera hacia adentro
  3. Preparar la gelatina según las instrucciones de la caja y ponerla en el congelador aproximadamente 5 minutos
  4. Cuando tenga cuerpo revolver bien para que quede pareja y no se endurezca y distribuirla con una cuchara sobre la tarta

Tartas fondant para niños: recetas de cumpleaños

Una de las cosas más especiales en el cumpleaños de un niño es la tarta. Por eso, hay que tenerlo todo bien preparado: saber sus gustos, conocer qué está de moda, qué sabores le gustan… Para que puedas personalizar al máximo el pastel, lo mejor es hacerlo tú mismo desde cero. Por este motivo, hoy te traigo cómo hacer tartas fondant para niños.

¿Te imaginas su cara cuando vea la tarta de su superhéroe favorito? ¿O de sus dibujos animados que tanto le gustan? No te pierdas estas recetas de tartas fondant para niños y disfruta su día más importante del año.

 

¿Cómo hacer fondant en casa y teñirlo de color?

Como sabrás, el fondant puedes comprarlo ya hecho directamente y teñido con los colores que necesites. Sin embargo, te propongo que lo elabores tú mismo y aprendas a cómo hacerlo y teñirlo con tus propias manos. Puede ser muy divertido, ¡toma nota! En este caso, te enseñaré a prepararla con nubes. ¿Qué vas a necesitar?

  • 200 g de nubes (efectivamente, las chucherías de nubes de toda la vida)
  • 400 g de azúcar glas. Si quieres modificar cantidades, necesitas el doble de azúcar glas que de nubes.
  • Mantequilla.
  • 1 cucharada sopera de esencia de azahar.

Lo primero que debes hacer, es untar un bol de cocina con mantequilla y llenarlo con la bolsa de nubes. Puedes hacerte con ellas en Tu Despensa. Añade la cucharada de esencia de azahar para darle un toque más especial e introduce el bol en el microondas. La esencia de azahar no es imprescindible, pero le da un muy buen toque a la receta. Puedes encontrar diferentes clases en Rakuten. El tiempo puede variar dependiendo del tiempo de microondas, pero déjalo hasta que veas completamente derretidas las nubes.

Una vez esté listo, añade el azúcar glas poco a poco y ve amasando con tus propias manos hasta que tengas una masa consistente.

Terminado esto, envuélvelo en papel film e introduce la bola en el frigorífico durante 24h. Tu masa de fondant estará lista para trabajar una vez haya pasado el tiempo.

Para teñir el fondant, puedes hacerlo mediante dos técnicas:

  • Colorante en pasta o en gel: mete un palillo dentro del bote de colorante y extiéndelo por encima de la masa de fondant, amasando bien la bola hasta que tenga por todos lados un color uniforme.
  • Colorante en polvo: de igual manera, pon una cucharadita en la bola y amasa bien para que se extienda el color.

Si quieres, puedes echarle un vistazo al vídeo para aclararte mejor sobre cómo hacer fondant.

Ahora sí que sí, ¡vamos a las tartas fondant para niños!

Tarta fondant de fútbol con chocolate

Como a la mayoría de los niños les encanta el fútbol y el chocolate, aquí tienes una tarta fondant de un campo de fútbol.

Ingredientes:

  • 6 huevos
  • 250 g de azúcar
  • 375 g de chocolate en polvo
  • 250 g de harina
  • 1 sobre de levadura
  • 250 ml de leche
  • 120 ml de aceite de girasol
  • Manga o jeringuilla pastelera
  • 500 g fondant verde

Lo primero de todo es precalentar el horno a 200ºC. Con una batidora, levanta bien las claras, añade las yemas, el azúcar y el aceite para seguir batiendo. La batidora no es necesario que sea ninguna en especial, pero puedes hacerte con una de estas en Rakuten desde 15€.

A continuación, disminuye la velocidad de la batidora y añade la harina mezclada con la levadura y el chocolate. Añádele leche y sigue batiendo.

Introduce todo al horno durante unos 45 minutos a 170ºC. El relleno puedes prepararlo con lo que más le guste, en mi caso lo hice de chocolate blanco. Para ello, tendrás que mezclar chocolate blanco para fundir, nata y mantequilla.

Ahora viene la parte divertida, el fondant. Ya lo hayas comprado o hecho tú mismo, tendrás que cubrirlo todo con masa de fondant verde para simular el césped del campo de fútbol. Procura que quede lo más ajustado y liso posible.

Una vez hecho esto, toca dibujar el campo. Para hacerlo, puedes ayudarte de una jeringuilla o manga pastelera, que puedes encontrar en Amazon. Tengo que confesar que ésta es una de mis tartas fondant para niños preferida, ¡me encanta el fútbol!

Cuando tengas el dibujo completo, puedes darle a la tarta de fútbol un toque más profesional con algún pack de decoración de tartas de jugadores, porterías, etc.

 

Tarta fondant de Minion

Que los Minion están hasta en la sopa es ya un hecho innegable, ¿por qué no aprovechas y haces una de las tartas fondant para niños de los Minion? Para elaborar correctamente la receta, tendrás que elaborar 3 bizcochos pequeños. Los ingredientes que necesitas son:

  • 1 bote grande de Nutella
  • 1 l de nata para montar
  • ½ vaso de azúcar
  • Almíbar ligero: 1 vaso y medio de agua
  • 3 discos de cartón algo más pequeños que los bizcochos

Para el fondant:

  • 500 g de fondant amarillo
  • 250 g de fondant azul
  • 100 g de fondant blanco
  • 20 g de fondant negro
  • 100 g de fondant marrón

Para esta receta, deberás elaborar los bizcochos previamente (sirve cualquier modelo, puedes aprender a hacerlo en este post). El primer paso a realizar es poner en fuego el azúcar y el agua durante unos cinco minutos. Si quieres, puedes agregar un toque de vainilla en rama para aromatizar el bizcocho. Encuéntrala en Tu Despensa.

Monta la nata con la batidora y agrega poco a poco la nutella. Si no sabes cómo hacerlo, puedes aprender a montar nata.

A continuación, parte cada bizcocho en 3-4 pisos. Ten en cuenta que el último corte es para quitar el “gorrito” que haya salido al hornearlo y dejarlo liso. Quita el “gorrito” en dos de los bizcochos y en el tercero déjalo tal cual haya salido del horno. Recuerda que puedes hacerte con todos los electrodomésticos al mejor precio en tiendas como Conforama, AliExpress o Amazon.

Empapa cada base con cuidado con el almíbar y rellénalo con la mezcla que hiciste de nata y nutella. Guarda un poco para cubrir por fuera el pastel y que se pegue el fondant. Monta todas las bases de los bizcochos formando una torre bien alineada con el “gorrito” como última pieza.

Cada vez que termines de montar un bizcocho completo, coloca a modo de separación los discos de cartón o de lo contrario se vendrá abajo la torre.

A continuación, cubre todo el bizcocho por fuera con la mezcla de nata-nutella y déjalo enfriar en la nevera durante 2 horas aproximadamente.

El siguiente paso es estirar bien el fondant amarillo con un rodillo de cocina y colocarlo encima de la tarta, ajustando bien con las manos.

Una vez listo, estira el fondant azul y corta una tira de tres dedos aproximadamente que cubra la parte de abajo. Para que quede bien pegado, ayúdate de un pincel mojado por unas gotitas de agua. Con la ayuda de un cuchillo, dibuja con el fondant azul restante el peto que siempre llevan los Minion. Te dejo una foto para que te sea más fácil ver su forma:

 

Los últimos detalles de la cara del Minion son el ojo, que tendrás que combinar el fondant negro, blanco y marrón, como verás en la siguiente imagen. Para conseguir el gris de las gafas, puedes mezclar el color blanco con el negro y conseguirás el gris.

 

Finalmente, vas a necesitar dos cilindros de fondant amarillo para los brazos y dos azules para las piernas. Podrás pegarlos al cuerpo como en los pasos anteriores con un poquito de pincel y agua. Para los pelos de la cabeza haz unas tiras finitas negras y cúrvalas un poco para darle ese toque tan característico. Et voilà! La segunda de tus tartas fondant para niños está lista, solo queda disfrutar de ella e hincarle el diente a este Minion.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Tartas fondant para niños: Spiderman

Spiderman ha sido siempre uno de los superhéroes favoritos de los niños, al mismo tiempo que las tartas fondant para niños de superhéroes son las más clásicas. Aquí tienes al famoso hombre araña hecho tarta. ¿Qué necesitas?

  • 4 huevos grandes
  • 250 g de azúcar
  • 250 g de harina
  • 250 ml de aceite de girasol
  • 250 ml de agua
  • 165 g de cacao en polvo
  • ½ taza de leche y pepitas de chocolate
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 2 cucharadas de maicena
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 1 cucharadita de sal
  • Nata (opcional)
  • 500 g de fondant rojo

Para su elaboración, primero deberás precalentar el horno a 180ºC. Engrasa y enharina 2 moldes para horno.

Mezcla los ingredientes secos (azúcar, cacao en polvo y la maicena) hasta que estén bien homogeneizados y añade el aceite vegetal, los huevos y el extracto de vainilla. Bátelo todo hasta que estén bien mezclados los ingredientes. Una vez estén listos, añade el agua y remueve con una cuchara de madera para mezclarlo. Añade las pepitas de chocolate y sigue batiendo la mezcla.

A continuación, distribuye la mezcla resultante entre los dos moldes e introdúcelos al horno durante media hora aproximadamente. Para saber si está, puedes introducir un palillo en el centro y si sale seco, es que está listo.

Transcurrido el tiempo, retira los moldes del horno y déjalos enfriar durante 15 minutos antes de sacarlos de su molde.

Antes de dedicarte al fondant, tendrás que hacer un último y sencillo paso: corta la parte abombada para que este quede totalmente plano y agrégale una capa de nata en el centro para rellenar el pastel. Por supuesto, la nata es opcional, y puedes añadir lo que tú quieras.

Para hacer el Spiderman y terminar esta tarta de fondant, tendrás que extender el fondant rojo y cubrir todo el pastel a su alrededor. Tras esta primera capa, vas a necesitar un rotulador especial para pasteles que te permita dibujar las rayas negras y los ojos del traje de Spiderman. Necesitarás un rotulador comestible negro y otro blanco.

 

Las tartas fondant para niños son una idea muy original de hacer más especial el día de su cumpleaños, representándolo con sus personajes favoritos. ¿Has hecho alguna tarta de fondant alguna vez? ¿qué más ideas se te ocurren?

Si eres un amante de las recetas, no puedes dejar de visitar estas recetas caseras de postres que no engordan, cómo hacer mug cakes dulces o las recetas más sabrosas de helados caseros.

Sobre ver las películas antes de leer las novelas

Narnia es un mundo fantástico creado por el catedrático y escritor C.S. Lewis. Seguramente viste alguna de las películas en el cine.

En su momento cuando salió la primera película de Narnia, intentando copiar el furor cinematográfico de El Señor de los Anillos y Harry Potter, la vi, me gustó pero la olvidé completamente.

Las Crónicas de Narnia: el príncipe Caspian

Hace un par de semanas mi hermana había alquilado la segunda de la saga, El Príncipe Caspian, la vi y me gustó mucho. Coincidió con que esa era la última semana de la tercera entrega en el cine, así que fuimos a verla con algunos amigos. Me encantó.

Como muchos, no puede dejar de notar las referencias al Cristianismo que recorren la obra de C.S. Lewis. Algunos elementos, sobre todo en las películas 1 y 3, me parecen impresionantemente implícitos. Incluso me pasa de verlos y comentarlos con otras personas y que ellos no los hayan notado.

Con tanto cine, me dieron ganas de leer los 7 libros. No era la primera vez, pero pregunté entre mis amigos lectores que sabía que habían leído Las Crónicas de Narnia, y como en otras oportunidades, todos me dijeron que los libros no eran tan buenos como las películas (algo extraño).  Pero no puedo resistir la tentación, así que contra todo pronóstico, voy a leer la saga de Narnia y tengo la oculta sensación de que voy a saber disfrutarla.

Clásicos Disney y películas con personajes reales: Completa la colección

Clásicos Disney: “La Cenicienta”

Cenicienta es la protagonista de esta película de dibujos animados de 1950. La historia se basa en la versión francesa del cuento “Histoires ou Contes du Temps Passé” de Charles Perrault. Se trata de una sirvienta en su propia casa, cuya función es atender las necesidades de su madrastra y sus dos hermanastras. Sus únicos amigos son los pájaros y los ratones, su única compañía hasta que un zapato de cristal da un giro a su vida. Fnac pone a tu disposición este clásico de Disney, “La Cenicienta” por 8,39€ en formato Blue-Ray.

En 2015 el director Kenneth Branagh dotó de carne y hueso a esta princesa Disney, a quien dio vida la actriz Lily James. El director ha sido fiel a la historia de dibujos animados, modificando pequeñas secuencias para lograr una historia más realista. En DVDGo puedes adquirir “La Cenicienta” por 18,95€ en carne y hueso.

Clásicos Disney: “Alicia en el País de las Maravillas”

Un día aburrido como tantos otros, Alicia se duerme y de este modo entra en el País de las Maravillas de la mano del Conejo Blanco. Allí conocerá a la Falsa Tortuga, la Reina de Corazones, el Gato de Chester, la Duquesa, el Sombrerero Loco o la Liebre de Marzo, entre muchos otros personajes fantásticos con los que vivirá aventuras de lo más variopintas. Hazte con el DVD de “Alicia en el País de las Maravillas” por 6,99€.

En 2010, Tim Burton nos trajo a Alicia a su particular mundo de carne y hueso. Johnny Depp se convierte en el Sombrerero Loco y Mia Wasikowska en Alicia, que vuelve al mundo mágico donde se adentró siendo niña para reunirse con sus antiguos amigos. El conejo blanco (Michael Sheen), la Reina Blanca (Anne Hathaway), la jota de corazones (Crispin Glover) y el gato de Cheshire (Stephen Fry) se cruzan de nuevo en el viaje fantástico de Alicia, quien tiene el propósito de poner fin al reinado de terror de la Reina Roja (Helena Bonham Carter). Amazon te ofrece “Alicia en el País de las Maravillas” por 4,89€.

Clásicos Disney: “101 dálmatas”

Pongo y Perdita, los dálmatas protagonistas, son una feliz pareja canina que vive rodeada de sus cachorros y con sus amos Roger y Anita. Pero su felicidad está amenazada. Cruella de Ville, una pérfida mujer que vive en una gran mansión y adora los abrigos de pieles, se entera de que los protagonistas tienen quince cachorros dálmatas. Entonces, la idea de secuestrarlos para hacerse un exclusivo abrigo de pieles se convierte en una obsesión enfermiza. Para hacer realidad su sueño contrata a dos ladrones. Compra “101 dálmatas” por 16,90€ en eBay.

En 1997, Stephen Herek dirigió esta película en carne y hueso. También puedes hacerte con “101 dálmatas” por 14,95€ y meterlos en tu casa de la manera más real posible.

Clásicos Disney: “Peter Pan”

Wendy y sus hermanos viven fantásticas aventuras cuando Peter Pan, el héroe de sus cuentos, les guía hacia el mágico mundo de Nunca Jamás junto a su inseparable Campanilla. En su viaje a “la segunda estrella a la derecha”, conoce la guarida secreta de Peter y a los traviesos Niños Perdidos y tienen que enfrentarse con el famoso Capitán Garfio y sus piratas. Consigue el DVD de “Peter Pan” por 10,99€ en Media Markt.

Si prefieres una versión más real, hazte con “Pan, viaje a Nunca jamás” por 9,99€. Se trata de la versión en carne y hueso de este maravilloso clásico de Disney que no te dejará indiferente.

Clásicos Disney: “El libro de la selva”

Cuenta la historia de Mowgli, un niño de dos años que es abandonado en mitad de la selva cuando sus padres mueren. La pantera Bagheera encuentra al niño y decide llevárselo a una familia de lobos para que lo cuide. Los lobos aceptan al niño como uno más de la familia y es educado como un auténtico animal. El tiempo pasa y Mowgli crece. Éste conoce la selva como la palma de su mano, algo que le hace desenvolverse sin problemas en un mundo, únicamente, para animales. “El libro de la selva” puede ser tuyo por 8,39€ en Blue-Ray.

O bien, puedes optar por actores de carne y hueso en este “Libro de la selva” por 12,59€. Los actores Neel Sethi, Ben Kingsley, Bill Murray y Scarlett Johansson dan vida a esta adaptación.

¿Las has visto todas? Estos clásicos de Disney son dignos de estar en tu salón ¡hazte con toda la colección!

Por qué no debes perderte las dos últimas películas de Star Wars

Ya son siete entregas de la Guerra de las Galaxias pero parece que el universo Star Wars no cesa. Según sus creadores, solo faltan las dos últimas películas de Star Wars para poner el punto y final a una saga que empezó en 1977 con el estreno del episodio IV ‘Una nueva esperanza’. Desde entonces Star Wars no ha parado de crecer y de crear adeptos estreno tras estreno. Puedes encontrar la saga completa en este enlace.

Esperando ya las últimas dos cintas – Episodio VIII Y IX- de Disney, te vamos a contar porque no debes perderte el final de una galaxia que creó hace más de 30 años George Lucas y que ya ha batido todos los récords. Estos son los motivos por los que debes ver las últimas películas de Star Wars.

Por todo lo que ya ha conseguido

No quedan calificativos para hablar las cifras de Star Wars. Sencillamente lo hacen por sí solas. Si la película original (1977) recaudó 1.400 millones de euros solo hay que imaginar el resto. No es de extrañar, por ejemplo, que Episodio II fuera la película más comentada del año en Facebook con 53 millones de personas.

Detrás de ello no hay más que trabajo. Una labor reconocida por todos los expertos. Sumando todos los episodios, ‘Star Wars’ concentra 30 nominaciones a los Oscar. De esta treintena de oportunidades se ha llevado 7 galardones.

Por todo ello Star Wars es sinónimo de éxito. Eso mismo pensó la factoría Disney cuando compró hace un par de años Lucasfilm por 4.000 millones de dólares.

Por sus efectos especiales

Ya hemos visto como el director de “The Force Awakens”, J.J. Abrams, ha sido aclamado por fanáticos por su éxito taquillero y revivir una de las historias más queridas por el público. Además, hay que recordar que el propietario de la productora de cine Bad Robot Productions, también es famoso por ser el director de las dos primeras nuevas películas de Star Trek.

Sin embargo, si hablamos de la magia de Star Wars hay que mencionar sus efectos especiales, un aspecto siempre vanguardista en estas películas. Aquí puedes ver como se elaboró el Episodio III.

Por los desenlaces

El Episodio VII nos muestra muchas nuevas piezas, pero todas ellas sueltas. Hay historias que se entrelazan, algunas que reaparecen en el pasado y nuevas, que nacen y se desarrollarán posteriormente en las dos últimas películas de Star Wars.

¿Quienes eran los padres de Anakin? ¿Para que está Kylor Ren en el lado oscuro? ¿Por qué Luke Skywalker estaba desaparecido hasta el final del Episodio VII? ¿Se convirtió en un sith cómo su padre? Pero sobre todo la duda principal gira en torno a Snoke, el nuevo líder supremo del lado oscuro. Una de las teorías que cobra más fuerzas es que Snoke podría ser Darth Plaguius, un personaje que ya es mencionado en otras películas pero que no llega a aparecer de manera explícita. Todas estas incógnitas se despejarán en las dos últimas películas de Star Wars.

Últimas películas de Star Wars : nuevos personajes

Daisy Ridley. Es la protagonista la nueva saga. Le acompañarán durante las siguientes películas un pequeño androide, BB8. Después lo hará Finn y juntos darán inicio a la nueva aventura.

Finn. Un bicho raro dentro del mundo Star Wars. No obstante, parece ser uno de los personajes que más evoluciona. Lo conocemos como soldado de la Resistencia pero pronto vemos como cambia de bando.

Kylor Ren. Es sin duda el villano de ‘El Despertar de la Fuerza’ y lo será también de las dos últimas películas de Star Wars. Le caracteriza su presencia, poder y personalidad. Y eso que no lo tenía fácil, dado que la sombra de Darth Vader es alargada. Posiblemente este último haya sido uno de los mejores villanos de la historia del séptimo arte.

Poe Dameron. La Resistencia cuenta con un avezado piloto, experto en piruetas y derribar naves enemigas. Poe es un líder aéreo con carisma pero además, también es el “protector” del simpático androide BB8. Poe coordina los ataques desde el Escuadrón Negro de cazas modelo T-70 y tiene buenas secuencias en ‘El Despertar de la Fuerza’.

Por su banda sonora

Nacido en 1932 -ahora mismo tiene 84 años-, John Williams es el creador de la BSO de la Guerra de las Galaxias. Una compilación de canciones que todo el mundo ha escuchado alguna vez y que, cuando lo vuelve hacer, no puede evitar volver a pensar en cualquiera de las entregas de la Guerra de las Galaxias.

Algunas de las melodías más famosas de la historia del cine, como Superman, E.T. el extraterrestre, Indiana Jones o las primeras tres entregas de Harry Potter, son obra de este compositor. Precisamente algunos cinéfilos apuntan que hay muchas similitudes entre el universo de Star Wars y el de Harry Potter.

Por todo lo que genera

El universo Star Wars es infinito. Gran parte de la marea de cifras astronómicas son por su fabuloso merchandising.

Los expertos aseguran que hay más de 140 videojuegos de Star Wars. Obviamente todas las casas de consolas tienen alguno de ellos. El último de todos es Star Wars Battlefront, que puedes adquirir aquí.

Entre el resto de merchandising se pueden encontrar tazas, peluches o figuras. Otro de los materiales de coleccionista que triunfa son las espadas láser.

Porque no son solo dos películas

Esta vez, entre las dos últimas películas de Star Wars hay algo más. Después de un año de su regreso a la gran pantalla, Disney prepara una obra especial: Rogue One, una película independiente que no se enclava en ninguno de los episodios y que persigue explicar todas las intrahistorias de la Guerra de las Galaxias.

Por sus parodias

Los veintiocho años de diferencia entre ‘Una nueva esperanza’ y la nueva saga han dado para mucho. Anuncios, famosos y otras series de televisión han hecho referencia a Star Wars en alguna ocasión. Estas son las que más me han gustado.

Los Simpsons. En la temporada 18, Bart y Skinner tienen una pelea con una recreación de Star Wars Episodio III. Al mismo tiempo se oye la famosa canción de fondo Duel of the Fates.

Lego. La marca de juguetes danesa ha querido hacer referencia en multitud de ocasiones a Star Wars. De hecho, la compañía tiene un parque temático, Legoland,  en el que dedica parte de su decorado a las obras. Esta vez ha realizado su propio tráiler del VII episodio. Aquí está:

Hasta aquí nuestro post de hoy sobre las razones para no perderse las dos últimas películas de Star Wars. ¿Y tú? ¿Cuántas entregas has visto? ¿Cuál ha sido la que más te ha gustado? Déjanos tus impresiones en los comentarios.